LA EXCLUSIÓN SOCIAL FEMENINA: MUJERES EN RIESGO (3)

LA PROSTITUCIÓN:

Entre las causas  de que una mujer llegue a ejercer la prostitución están los problemas económicos, los familiares, la drogodependencia, los malos tratos, carencias afectivas fruto de una ruptura de la unidad familiar, analfabetismo, condiciones adyacentes a la inmigración, maternidad de adolescentes, ausencia de respaldo social o familiar en determinados momentos de sus vidas, etc..

Hemos de tener muy claro que la determinación del ejercicio de la prostitución nunca es libremente tomada por las mujeres, aunque algunas así lo manifiesten. Además de los factores señalados existen otros muchos que abocan a la mujer a tomar este camino como salida y solución a sus problemas.

Existen otras estrategias de captación como las amorosas o amistosas según Kathlenn Barry, o a través de bandas y organizaciones criminales, compra/venta de mujeres, secuestro o mediante el engaño de algunas agencias de modelos, de empleo o matrimoniales, o compañías de baile.

“La mayoría de las mujeres prostituidas sufren agresiones físicas, amenazas y violaciones, palizas, torturas, embarazos no deseados, infertilidad y daños permanentes del esqueleto y las zonas genital y anal, durante el ejercicio de la actividad. Esta violencia es ejercida tanto por parte de compradores como de los proxenetas.

Otro constante peligro que corren es el riesgo de contraer infecciones y enfermedades sexuales transmitidas por los proxenetas y compradores, entre las que hay que incluir el VIH y SIDA. Esto no solo causa graves daños en las mujeres y niñas sino que también constituyen terribles violaciones de su integridad, dignidad y derechos como seres humanos. El hecho de que estos actos sean realizados a cambio de dinero no mitiga o disminuye de manera alguna el inmenso daño físico y mental infligido a sus cuerpos y mentes.

Estudios internacionales demuestran que las mujeres que ejercen la prostitución sufren los mismos traumas emocionales que los veteranos de guerra y víctimas de tortura. Pueden padecer los mismos síntomas: ‘flashbacks’, fuerte ansiedad, depresión, insomnio y estrés. Los suicidios e intentos de suicidio son frecuentes.” Tomado de “La prostitución: claves básicas para reflexionar sobre un problema” APRAMP-ASOCIACIÓN PARA LA PREVENCIÓN Y REINSERCIÓN DE LA MUJER PROSTITUIDA.

Remediar, de forma obligatoria y jurídica por las instituciones públicas y privadas, las situaciones que llevan a las mujeres a ejercer la prostitución, está pues en la base de la restauración de los derechos humanos básicos de estas mujeres.

 

BLANCA MUÑIZ FIDALGO (PSICÓLOGA)

 

Publicado por enaccion en feminismo 1 Comentario

Responder a LA EXCLUSIÓN SOCIAL FEMENINA: MUJERES EN RIESGO (3)

  1. psicologo de oviedo

    Me ha encantado vuestro post y me ha sabido a poco pero ya sabeis lo que dice el dicho “si lo bueno es breve es dos veces bueno”. Me gustara volver a leeros de nuevo.
    Saludos

     

Deja un comentario